Se cortó la sequía y el mapa hídrico de Entre Ríos cambió rotundamente

0
205

El centro este y sudeste entrerriano recibieron las lluvias más copiosas de la última semana, sumando en el oeste a gran parte del departamento Paraná. “La oferta de agua, ha vuelto a tener una performance pobre sobre gran parte de Victoria y sur de Diamante, comportamiento que se refleja del lado santafesino. O sea los datos corroboran el despliegue heterogéneo de las precipitaciones, la recuperación pluvial está, pero no en todos los sectores el beneficio ha sido el mismo”, informaron desde la Bolsa de Cereales de Entre Ríos.

Al respecto, ratificaron que “las condiciones del tiempo se perfilan estables para los próximos días, con temperaturas máximas que no crecen demasiado. Posiblemente entre lunes y martes pueden concretarse algunas precipitaciones menores, sin embargo, no se prevé que durante los próximos siete a diez días se registren eventos pluviales destacados”.

Por lo pronto “tampoco se está previendo una circulación de aire que reponga situaciones de ola de calor. Es decir, podemos volver a registros térmicos veraniegos, pero no a condiciones de calor extremo, al menos por ahora”.

Sobre la sequía que hace dos semanas castigaba a toda Entre Ríos, la Bolsa de Cereales describió: “Acompañando el comportamiento pluvial desde que se cortó la sequía, los corredores del centro y parte del este de la provincia son los que se llevan la mejor parte en esta recuperación. De acuerdo a lo mencionado, la contraparte se da sobre el sudoeste, principalmente en las zonas productivas de Victoria, donde el balance hídrico no logra salir de la categoría sequía. Hacia el norte provincial también falta agua”.

Enseguida resaltaron que “esta recuperación de las precipitaciones es muy bienvenida”, pero consideran que “cruzando las necesidades con la oferta, vemos que en muchos sectores la misma ha sido insuficiente”.

En términos cuantitativos y a gran escala, “las zonas que lograron acopiar precipitaciones superiores a los cien milímetros, seguramente estarán dentro de las áreas con balance hídrico positivo. Por otro lado, menos de cien milímetros y considerando el arrastre deficitario de diciembre, es poco para sacar los perfiles de la sequía. Esto no quiere decir que el alivio no se haya notado, estamos remarcando, que estas zonas quedan más vulnerables de cara al mes de febrero”, manifestaron desde el proyecto Siber.

Indicaron en tal sentido que “los lotes de soja han sido los principales beneficiarios de esta mejora”.

Por otra parte, “el ambiente húmedo y la menor hostilidad térmica, han generado un escenario con gran potencial para poder aprovechar estas mejoras pluviales. Las lluvias observadas también, en general, no han estado asociadas a eventos de tiempo severo, es decir los volúmenes se han logrado por la continuidad más que por la intensidad, algo que siempre es más conveniente a la hora de recargar perfiles, sobre todo cuando se viene de un escenario tan seco”.

Y finalmente resumen: “La continuidad de las precipitaciones no está garantizada, pero difícilmente volvamos a un escenario tan seco como el anterior”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí